Moniciones 29 de diciembre: 5º día de la octava de Navidad

Moniciones Especiales
Tools
Typography
  • Smaller Small Medium Big Bigger
  • Default Helvetica Segoe Georgia Times

Ratio: 5 / 5

Inicio activadoInicio activadoInicio activadoInicio activadoInicio activado
 

Moniciones para el 29 de diciembre, 5º día de la octava de Navidad...

Lea también para hoy: Lecturas | Laudes | Vísperas

Monición de entrada

Buenos días (tardes, noches) queridos hermanos. Bienvenidos a la celebración de esta Santa Misa, en el quinto día de la octava de Navidad. En estos días de Navidad, Jesús se nos aparece plenamente encarnado en la condición humana. La liturgia de hoy nos muestra a la familia de Jesús, cumplidora de la ley, presentándolo al templo y haciendo la ofrenda de los pobres. Para nosotros, la prueba de nuestra verdadera fe consiste en cumplir los mandamientos.

Con la alegría que nos transmiten estas celebraciones navideñas, cantemos todos. De pie, por favor.

 

Moniciones a las lecturas 

  • Primera lectura (1 Juan 2, 3-11) 

 Continuando con la primera carta de San Juan, escuchemos hoy algunas ideas de cómo demostrar nuestra fe, pues la teoría y la práctica deben ir juntas.

  • Salmo responsorial (Salmo 95)

 La alegría de la Navidad sigue inundándonos. Con el salmo 95 nos alegramos y alabamos a Dios diciendo todos: Alégrese el cielo, goce la tierra.

  • Evangelio (Lucas 2, 22-35)

 José y María cumplen fielmente la ley. La presentación de Jesús en el Templo, cuya primera parte leemos hoy, es una escena llena de sentido que nos ayuda a profundizar en el misterio de la Encarnación de Dios. Preparémonos para escuchar esta Buena Noticia.

Oración de los fieles

Unámonos todos en oración respondiendo: "Señor, escucha nuestra oración."

  1. Tú que fuiste fiel cumplidor de la ley, haz que el papa, obispos y sacerdotes nos sepan conducir sabiamente a la luz de tus mandamientos. Oremos.
  2. Tú que iluminaste al mundo en aquella noche gloriosa de tu nacimiento, haz que todos los pueblos sean iluminados por la luz tu Evangelio. Oremos.
  3. Tú que eres Príncipe de la paz, restaura la armonía entre aquellos que sufren por la división en las familias, la sociedad y el mundo. Oremos.
  4. Tú que estás siempre ansioso por salvar al mundo, haz que esta comunidad abra tu corazón a tí y acepte tu salvación. Oremos.

Presentación de las Ofrendas

Presentamos ahora al Señor las ofrendas de Pan y Vino. Y con ellos nuestro propósito de cumplir fielmente sus mandamientos.

Comunión

Con un corazón limpio y nuestra certeza de que en la Comunión recibimos al mismo Dios, acerquémonos todos al altar.

Final

La teoría no es suficiente, hay que pasar a la práctica. La Palabra que hoy hemos escuchado debemos llevarla a la práctica para demostrar nuestra fe. Con esa misión nos retiramos a nuestros hogares.

 

 

 

 

Write a comment...
0 awesome comments!