27
Mar, Oct

María de mi niñez (P. Zezinho, con acordes y vídeo)

Comparte esta publicación:
Marianos
Tools
Typography
  • Smaller Small Medium Big Bigger
  • Default Helvetica Segoe Georgia Times
Inicio desactivadoInicio desactivadoInicio desactivadoInicio desactivadoInicio desactivado
 

María de mi niñez o Cuando era pequeño, otro canto mariano original del P. Zezinho, en español, con acordes y video...

Maria de mi niñez, o "Cuando era peueño", es un canto mariano que sin dudas nos hará recordar nuestra infancia, a quienes ya somos jóvenes o adultos. 

Original del Padre Zezinho, sacerdotes brasileño, aquí se los dejamos con acordes y vídeo, para que también ustedes lo disfruten y compartan en tus redes sociales.


María de mi niñez (P. Zezinho)

 

D                                               A
Cuando era pequeño, muy pequeño,
       G                                A               D
recuerdo que siempre, junto a mi cama
                                        G
juntaba las manos y de prisa rezaba,
           A                             D
más rezaba como quien amaba.
                                      A
Las Ave Marías, yo rezaba
       G                     A     D
y siempre comía unas palabras
                                        G
a veces cansado me quedaba dormido
           A                                    D             A
más dormía como quien amaba.

 

              D              G                
Ave María de mi Señor,
                   A                      D
el tiempo pasa no vuelve atrás,
                                                   G          
Siento nostalgia de aquellos días
                       A                         D
Cuando dormía pensando en ti.
                                      G
Ave María, madre de Dios,
               A                   D
Ave María madre de Dios.

 

Después fui creciendo, fui creciendo

y eché en el olvido mis oraciones

llegaba a mi casa disgustado y cansado

y de hablarte nunca me acordaba.

Anduve dudando, hoy me acuerdo,

de cosas divinas que me enseñaban

en mí estaba muerto aquel niño inocente,

mis caminos de Ti se alejaban.

 

Ave María de mi Señor . . .

 

Tu amor es muy grande, no se acaba,

la Madre no olvida al que se marcha,

hoy llego a mi casa disgustado y cansado,

pero rezo como ayer rezaba.

Las mismas palabras que ahora rezo,

a veces olvido y hasta me duermo

no importa dormirse sin rezar lo debido,

pues está mi corazón contigo.

 

Ave María de mi Señor . . .

 

Write a comment...
0 awesome comments!
Comparte esta publicación:
0
Shares
0
Shares